viernes, 28 de mayo de 2010

Torre Cordier 3046 m.

El sábado por la tarde recogí a Bea (la secretaria) y Víctor (el melenas) para viajar hasta Campo, nuestro "Campo Base" en Benasque.

Domingo 23:
TORRE CORDIER 3046 m. y CORDIER 3254 m.

  A los que ya estábamos se unían en Campo Rafa (freerider) y Nacho (el patillas) y en la Besurta Javier (el maca) y su hermano Jesús.

En la Besurta preparándonos para salir

  El objetivo de la "expedición" era conseguir que Bea "Pasaban" coronara su primer "tresmil" invernal con esquís, para ello todo el equipo iba a apoyarla y trabajar a modo de "al filo de lo imposible", si Bea hacia cumbre la expedición habría triunfado.

El "equipo" rodeando a Bea

  Salimos a las 9,30 h. de la Besurta porteando esquís y cruzándonos con gente que ya bajaba, parecía que fuéramos en "sesión de tarde". En quince minutos calzábamos esquís con nieve continua, seguía bajando gente, todos decían lo mismo, la nieve "muy mala", ¿igual es que no le habían dado tiempo a que transformara con el sol...........?

El grupo progresando por el glaciar

  Pasamos la Renclusa y seguimos progresando por el glaciar, unas nubes negras amenazaban con poner en peligro el éxito de la expedición, tuvimos suerte y despejo. Bea subía muy bien, se ha comprado equipo de esquí de segunda mano, ahora es "propietaria".

A la altura del portillon superior

  El sol apretaba agobiando bastante, unas rozaduras en los pies de Bea ralentizaron el ritmo, Nacho, Víctor y Rafa se adelantaron y aprovecharon la proximidad para coronar el Pico Cordier, simultáneamente Bea conquistaba la Torre Cordier.

Bea con la Torre Cordier delante

  Una estrecha arista de nieve le da el toque de emoción al acceso a la gigantesca plataforma que es la cumbre de la Torre Cordier. Bea muy contenta, ya se esta planteando nuevos retos para la próxima temporada de esquí. 

En la cresta de acceso a la plataforma cimera

  Esperamos a Rafa, Nacho y Víctor que subieron seguidamente a la Torre, esquiamos juntos hasta Jesús y Javier que decidieron "abortar" muy cerca de la cima, guardando energías para el descenso.

Cumbre de la Torre Cordier

  La esquiada fue disfrutona y fácil por nieve transformada, bastante profunda que se se dejaba sin peligros. Bea solo se cayó una sola vez y bajo muy relajada y bien. Rafa el "freerider" que no se caía hacía tres años tuvo dos caídas y la primera fue muy, muy, pero que muy buena, jajaja..........¡¡¡¡¡.
  Víctor como siempre, en el suelo a menudo ¡pero sabe caerse!, Jesús y Javier "sobrevivieron" que no es poco, echaron toda la leña al fuego y a veces "parecían buenos".
  Nacho y yo, para variar, no tocamos con el culo la nieve en todo el descenso. ¡¡¡¡Que buenos somos!!!, a veces hasta nos lo creemos.

Bonita vista de la cumbre

  En resumen, objetivo cumplido con la cumbre de Bea, buen tiempo, buena nieve y muchas risas. Fuimos a Campo a tomar la cerveza con patatas "de rigor", comimos y a Zaragoza.

Nacho, Víctor y Rafa en la Torre

¡¡¡FELICIDADES BEA!!!, Sigue así.

  Se acabo la esquiada, ya estamos casi en la Besurta

Reseñas de la Torre Cordier:

Track para GPS y ver la ruta en Google Eart:

Otra de nuestras ascensiones a la Torre Cordier:

Vídeo de la ascensión: